Primer página de cuaderno supuestamente diario

No sé si podré, un día, llamar diario a ese cuaderno dicho ‘ejecutivo’. Em primer lugar, por no saber si habrá suficiente frecuencia de relatos, incertidumbre fortalecida por intentos anteriores y el estado de abandono de mi blog, pero también amenizada por mi situación de constante cuestionamiento y angústia sobre el mundo hacia mi misma, y la creencia probablemente exagerada de que hoy puedo expresar eses sentimientos com mayor capacidad. Y en español.

Ya no espantam mis percepciones negativas sobre el mundo; creo que poco a poco va llegando el momento em el cual una percibe completamente la(s) mierda(s) de la(s) sociedad(es) humanas y utiliza esa comprensión para actuar a su manera por los cambios considerados fundamentales – y posibles. Pero, para subirse a ese nivel, es necesario que haya un entendimiento sin revolta irracional, sino lucidez revolucionaria – tomandose revolución em su significado más amplio. Yo, creo, ya no siento tanto la revolta, pero tampoco llego a revolucionario. Oscilo [portunhol?] entre la apreciación de los avances marginales, una percepción de lucha muy tímida – a través de mis pequeñas transgresiones de género y mis escritos [?] – y un nihilismo de influencias zen-budistas, y notas aromáticas de suicídio. Ese último, quedese claro, solamente notas, nada más; este mundo jodido sin propósitos aún tiene immensurables sufrimientos de inocentes, y por ese carácter humanista, creo, aún vale seguir e luchar. Pero, ?qué lucha?

Sigo sin una comprensión clara de los rumbos que se deben tomar. En un outro dilema complejo, quedo entre las nobles luchas de la humanidad – lo que trae en desagradable olor a prepotencia – y las pequeñas tareas – que me torturan por pareceren insuficientes. Pienso en seguir más a la “izquierda” en mis estudios de Economía, algo como Desarollo Económico, o pasarme a algo relacionado a mis identificaciones de género [escribí anteriormente ‘condiciones de género’, término que ahora considero desnecesariamente clínico] – lo que, por supuesto, significaría tener de dar a conocerlas a mi família y amigos. No sé.

Algo que sí, sé, es que las condiciones actuales no son satisfactorias. […]

El Septiembre 07, dia de la Independencia de Brasil, del año de 2010.

Anúncios

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s